martes, 23 de junio de 2015

#5 Noche de San Juan

#5 Noche de San Juan | Maestro Liendre Cabaret | Blog de Luis Bemejo

Esta noche es el Solsticio de Verano y por tanto mañana es el día de San Juan. Como cada año, en Málaga se celebra la muy conocida como

Noche de San Juan

La tradición se remonta al Siglo XVIII y tiene unos tintes mágicos y de supersticiones. Pero no nos vamos a centrar en la magia, es una fiesta que se celebra año tras año, y por tanto tiene repercusiones, y no me refiero a que al día siguiente, que no es festivo, la gente ande resacosa en el trabajo, a fin de cuentas somos adultos (algunos parece que no lo serán nunca) para saber que todo acto tiene su consecuencia; sino que nos vamos a referir de otra resaca en la que quizás no nos detenemos a pensar, pero que es objeto de fotos en los periódicos como la que ilustra este post: Resaca de nuestras playas.

Hace muchos años, cuando aún no había cumplido los 21, tuve la suerte de viajar a un típico y precioso pueblecito de Alemania de unos 20.000 habitantes. Me sorprendió sobremanera que en un País dónde no hay límite de velocidad en las Autopistas (públicas), el límite de velocidad en aquel pueblo era de 40 km/h y no de 60 como entonces era lo habitual en España (ahora es 50 km/h). Pero a pesar de ser este el límite, en muchas de las calles principales del pueblo no se podía apenas superar los 20-30 km/h. Estas calles estaban configuradas no con grandes rectas, que así era en sus aceras, sino que la calzada serpenteaba en zig-zag mediante la imposición de farolas y moviliario urbano, haciendo del todo imposible que un automóvil superase la velocidad. Ni que decir tiene que la mayoría de las personas iban a pie, o en bicicleta.

Fue paseando por estas calles cuando al terminar de fumar un cigarrillo, de manera inconsciente, lo tiré al suelo... Entonces oí unas voces dirigiéndose a mi en alemán, me giré y vi a una mujer de unos 30 años increpándome, al ver mi cara extrañado, me preguntó si sabía hablar inglés o español, le dije, español y algo de inglés, y entonces me aleccionó, educada y respetuosamente en un mas que correcto español, sobre el uso de las numerosísimas papeleras-ceniceros que había en la localidad. Algo que en España aun ni existía (ahora se ven mas, aunque no las usa casi nadie). Me quedé petrificado y la mujer me dijo que por favor recogiera la colilla, y la apagase correctamente en el cenicero-papelera mas cercano, que estaba a 4 escasos pasos.

Desde entonces procuro no tirar colilla papel alguno al suelo, siempre que el ayuntamiento se esmere en poner a mi alcance dicho mobiliario urbano. Pues bien, en la playa deberíamos hacer lo mismo TODO EL AÑO. Se que hay mucha gente civilizada que va a la playa, come, fuma y tira sus desperdicios en ceniceros portátiles y bolsas de basura, en vez de en la arena. Pero parece ser que en la Noche de San Juan abren la veda y todo vale. Aunque quizás lo que ocurra es que hay gente que esa noche es olvidadiza, aunque yo no lo justifico, esa noche quien deja la basura en la playa son gente puerca y merdellona (en el audio explico lo que es merdellón, así que tendrás que oirlo..


Noche de San Juan



Gracias por compartirlo y comentarlo.

Enlaces de interés:

Labels

podcasting (577) relato (386) sexo (251) erotismo (236) erótico (201) editorial (143) poema (45) poesía (44) debate (43) sociedad (37) humor (36) amor (34) ensayo (31) lésbico (23) bdsm (18) infidelidad (15) masturbación (13) monólogo (13) opinión (13) reflexión (13) romántico (13) fantasías (11) terror (11) redes sociales (10) sueños (10) onanismo (9) deseo (8) infiel (7) sensualidad (7) cometiendo errores (6)

Último Audio Relato

#572 Cena sorpresa

L a cena sorpresa que me prepararon el otro día se trató de un Nyotaimori. Para quién no sepa qué es esto, le invito a que lo desvele oy...

Buscar en Sildavia

Contactar con el Autor

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *